PUBLICACIONES

 

“CUENTOS PARA …LOCOS.  El que se considere cuerdo, me  da miedo.

Solo cuento cosas muy breves como auto crítica hacia todo lo que me rodea  e incluso hacia mi misma.

CUENTOS PARA LOCOS.

Libros de bolso y bandolera. Para  gente que busque un poco de perspicacia, que le guste el humor negro y las desdichas blancas. Con la predisposición de abrir su mente y dejarla volar.

Solo cuento historias cortas y algunas cosas poco comunes .

  • HISTORIA DE UNA ALUBIA.

El ciclo de una vida a través de un cuerpo imaginario.

“No hay duda de que la ficción hace un mejor trabajo con la verdad”.

(Doris Lessing)

  • LAS HADAS DE ANA.

Otro relato corto que puede hacer replantearnos si no hemos dejado atrás lo mejor del ser humano…imaginar. Cuando regresamos a la realidad sentimos  un sabor agridulce y nos planteamos, ¿que está pasando?…

“En los momentos de crisis, solo la imaginación es más importante que el conocimiento”

(Alvert Einstein).

  • EL ADOQUÍN PATINETE CREADO POR CALLOFÉ.

“El orgullo está relacionado con la opinión que tenemos de nosotros mismos; la vanidad, con lo que quisiéramos que los demás pensaran de nosotros.” 
(Jane Austen).

  • SAFFÍ.

En honor a una persona muy especial como tantas…

Un pozo oscuro donde caen aquellos que en su apariencia son los más fuertes y valientes cuando en la realidad son criaturas vulnerables y faltos de amor.

“Los vicios vienen como pasajeros, nos visitan como huéspedes y se quedan como amos.

(Confucio)

 

“MOMENTOS”. 31/07/2019

  • Quisiera un parque para mí por la noche. Aún sin luna, me conformase.

Quiero que la noche cerrada no me impida ver las estrellas y los fugaces deseos.

Quiero un parque lejos de las ciudades, lejos del ruido y por donde no pise nadie.

Solo admito algunas luciérnagas, si alguna quedase…

Quiero un parque limpio y verde vestido de gala. Uno donde no me moleste nadie. Quiero uno donde la hierba no pinche y que ésta me refresque pero sin empaparme. Quiero que me impregne de olores sanos que no molesten a nadie. Con olor a la banda y narciso, Jazmín, pino, roble, pensamiento; con olores a nadie.

Estirarme sobre la hierba  mirando al cielo vacía. Quedarme con una sonrisa dulce; reírme de los minutos y del tiempo de nadie.

Quiero un parque para mí. ¿Dónde está ese parque?…

Mi muerte por alejarme tan solo con una manta verde, mis lamparillas diminutas, y un techo pintado en movimiento. Contemplando un firmamento limpio de chatarra.

Quiero un parque para mí, donde me acaricie la brisa cercana del mar. Que la brisa juegue con mi pelo pero sin despeinarme. Que sus manos me acaricien y con su boca me dé un beso de aire.

 

“MOMENTOS”. 31/07/2019

  • Cada día el silencio se hace más amigo cuando me dice, hasta pronto, el sol.

Cuando la luz se duerme, y cuando yo la invito a desayunar.

¡Que desayuno tan ideal!

 

“MOMENTOS”. 31/07/2019

  • La soledad invade el terreno.

El silencio se proclama Rey. Solo unos pocos sentimos paz a este lado del muro.

Ya el ruido nos quebranta.

Ya las mentiras se murieron.

Ya mi serenidad es  como un mar muerto si acaso…ya, como el mar muerto.

 

Un día cualquiera…

 

  • “Si tu paseo por la vida es de puntillas porque el suelo te quema, ¿ en que momento y lugar se te quedó atrás lo racional?…sigues caminando de puntillas, ¿te das cuenta?”

 

MARTES  01/10/2019

Letra para una canción

  • “Noches de olvido”

Paseo descalza sobre la dureza extrema del asfalto.

No siento los pies. No siento el frío o el calor.

No comprendo por qué hay cristales.

Voy dejando un rastro tenue de sangre, a cada zancada.

Paseo sobre la hierba de un color verde forzado.

mis pies se resecan y siento calambres,

No entiendo nada, ya que está mojado.

¿Por qué ahora si siento, cuando no sentía nada?

 

Algo no va bien, algo ya no es nada. Cantan los grillos en invierno. En verano ya no cantan.

 

Paseo por una luna triste, de colores apagados.

Me paseo por ella cuando duermo. Dentro de mi sueño estoy sola.

Podría parecer sentir más cuando sueño.

No deseo sentir ahora lo que con nadie comparto.

Me siento sobre las algas secas  de una marea viva.

Remo con los brazos entrelazados sujetándome los hombros.

Las barcazas de papel maché se deshacen lentamente.

Busco con la mirada algún pescador de soles radiantes.

 

Algo no va bien, algo ya no es nada. Cantan los grillos en invierno. En verano ya no cantan.

 

Cuando tengo hambre no pienso, ya que hacerlo me desborda.

No degusto la comida, pero la coloco de forma sutil en el plato.

Me fijo en la composición armoniosa de la mesa más larga del mundo.

No alcanzo a ver el fin, ni tampoco a los invitados.

Al despertarme te abrazo de forma permanente y sin dudas.

Tu lugar es perfecto en mi vida loca sin matices.

Tu eres cemento que soporta pilares de una casa de sueños inolvidables.

No sabiendo quien eres, te paseas por mi, invadiéndome; pues eres aire.

 

Pero sigue sin  ir algo bien. Algo ahora ya es nada.

Y sin embargo los grillos, siguen cantando en invierno, y en verano…ya no cantan no, no cantan.

Ya no cantan.

 

LUNES  14 / 10 / 19

  • “Los sinónimos tristes no son bien recibidos”.

Me coloqué las zapatillas de volar con una insoportable desgana. Las suelas se sentían acongojadas al percibir  mi desmotivación  por dar ordinarias zancadas. Les repliqué diciéndole que no se enojaran, y no se pusieran folloneras ya que peor estaban mis entrañas. Me sentía embargada en una inconmensurable soledad. Su pertinaz lamento desbordaba mi capacidad de baluarte hasta llegar a planteamientos imprecisos y paradójicos que desprendían cierta abundancia de interrogantes.

De un salto las callé y corrió por mi cuerpo casi desgranado una repelente sensación a oxido y arena. Después de digerir en segundos este amargo trago, triunfó finalmente el coraje de mi mente frente a la decadencia de mi cuerpo. Estiré todo él, y con mis brazos tensados y dedos rígidos, intenté alcanzar el techo. Mis brazos; tras unos segundos aguantando tal postura, se relajaron, y al ritmo de una pequeña pluma  mecida por la brisa, se dejaron caer a su posición normal.

Mis primeros pasos  tenían intenciones inestables hasta llegar al aparador; cuando, en ese momento, las llaves de casa se emocionaron, y sin moderación  alguna  se lanzaron dándome un tierno abrazo y colocándose en mi bolsillo, mirándome con ojillos lastimosos.

Una vez conseguí cruzar el umbral de la puerta de entrada y salida, no miré atrás. Saber que llevas contigo las llaves de casa te da más seguridad, ya que si a los cincuenta metros quieres regresa ahí las tienes, y tú… en el punto de partida.

Con pasos lentos comencé un camino en el que el aire fresco y distinto de casa, despejaba  de forma acelerada el estado apesadumbrado en el que me encontraba. Las llaves cantaban alegremente en el bolsillo, y mi cuerpo caduco, con furia se templó.

Es una constante: sin antojos, recompensas, medallas, victorias, metas o motivos para la motivación. Cada día, cada minuto y segundo se repite como en un bucle. Igual que copias y más copias partiendo de la original.

Sea todo por retrasar la nada. Sea todo por  engañar el luto anticipado y denigrante de una vida machacada por la vida.

 

“Un día cualquiera y, casi siempre.”

  • Solo soy un grano de arena
  • “Mar”

Y él… ya perdido, terminaba perdiéndose más si cabe en lo más profundo del color de sus ojos; como los colores que simulan a los del mar, o los que tienen los lagos entre las montañas. No estando de acuerdo con el nombre que le habían colocado, le llamaba “Mar”. Mientras; el tiempo que duraba esta puesta en escena, ella se  detenía unos instantes, contemplando asombrada su vista perdida. Lo hacía con cariño, pues no conocía maldad por entonces. Con esa bella inocencia abandonaba la escena, y escurriéndose en el tiempo se paseaba por esos lagos y mares de cuento, regresando vestida de ricos olores a vida. Alguien… se empeñaba en llamarle “Mar”. El  nombre que nunca tubo, y un abuelo, de real. –Para pipas-…-

Siempre; siempre para que comprase pipas.

 

Hoy mismo

  • Título: “Bády”

No es cierto que tengan siete vidas ni nadie ni naide.

Bady murió de amor; solo una vez. Cortesía de quienes  juegan a enamorar con ruindad.

Su cabeza le estallaba. Demacrado se perdía en  lo infinito.

 Su corazón inflamado empujaba al esternón,  dolorido.

 Incluso, a ratos, se olvidaba de respirar…

 Bady cargo con tanto amor  como proporcional fue su muerte.

Sin más; el tiempo paso, dejándole con una sonrisa permanente.

 Pero… ¡ay la soledad y el silencio!…

Y ahí tenéis a Bády: Como una pasa dejando sus lágrimas por las almohadas.

Con un corazón que late, ¡sí!

Pero para nadie. ¡Nadie!

 

JUEVES  05/11/2019

  • “SIN PEDIGREE NO ERES NADA”

 

Con su gato Mishi, que no participó en el concurso de chupitos “Perra Gorda”; Dani se fue calle arriba, con su Mishi en brazos, mientras éste decía ¡Fú!

Dani en esos momentos sintió la necesidad de ponerle un apellido. Su amadísimo gato pasaría a llamarse “Mishi Fú”. El gato común no valía ni un peso pero Dani el estilista, se emplearía a fondo.

Se presentaría al concurso de “Gatumbusiness” en su IV Edición en la Calle La Pera Nº… ni se sabe.

Mishi Fú detestaba a Dani por las injurias que le había hecho. No paraba de decir ¡fú! ¡fú! ¡fú!

 Fue descalificado por no tener pedigree.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s